Fallecio Sergio Marchionne

Seccion: 
Internacionales

Sergio Marchionne, ex presidente de Fiat Chrysler Automobiles (FCA) y Ferrari, ha fallecido este miércoles a los 66 años en un centro médico en Suiza tras varios días en estado irreversible por las complicaciones derivadas de una operación, ha informado la compañía.

“Desafortunadamente, lo que temíamos ha ocurrido. Sergio Marchionne, hombre y amigo, ha fallecido”, expresaba John Elkann, presidente de FCA.

 

Su estado de salud provocó que FCA y Ferrari tuvieran que elegir a sus sucesores anticipadamente en un consejo de administración urgente el pasado sábado el 21 de julio. Después de catorce años al frente de FCA, Marchionne fue relevado de sus cargos, cediendo el testigo como CEO a Mike Manley y la presidencia a John Elkann, en representación de la familia Agnelli, accionista mayoritaria de la firma.

 

Marchionne estaba ingresado desde hace casi un mes tras una operación en el hombro que se complicó hasta causarle un coma. En su última aparición pública, a finales de junio, se lo notó muy fatigado. En Italia se habla de un tumor de pulmón, extremo no confirmado por la familia ni FCA. El dirigente también ocupaba un cargo relevante en la tabaquera Phillip Morris, esponsor de Ferrari.

 

En 2004 se convirtió en consejero delegado de Fiat Group, que tras la Gran Recesión se hizo con una parte mayoritaria en Chrysler. El directivo lideró la fusión entre ambas, pasando de dos firmas disfuncionales al séptimo mayor fabricante del mundo.

 

Desde 2014 Marchionne presidió Ferrari. Asimismo, fue presidente de la Asociación Europea de Fabricantes de Automóviles y ostentó cargos en la junta del banco suizo UBS.

 

El nieto de Gianni Agnelli señala que él y su familia le estarán "siempre agradecidos todo lo que hizo" y muestra su cercanía a la esposa de Marchionne, Manuela, y a los dos hijos del anterior matrimonio, Alessio y Tyler.

La historia en Fiat de Sergio Marchionne comienza en 2003, cuando Umberto Agnelli lo llama para que forme parte de el consejo de administración de Fiat a pesar de que no tenía alguna experiencia en automóviles y llegaba del sector de los seguros. El año siguiente se convierte en administrador delegado en un momento en el que la sociedad acumulaba grandes perdidas.

 

Este italiano, aunque criado en Canadá, fue el visionario y artífice de la posibilidad que daba la fusión con el grupo estadounidense Chrysler en 2009, que relanzó el grupo de la familia Agnelli aunque ahora con sede legal en Amsterdam (Holanda) y la fiscal en Londres. Los números de la era Marchione lo dicen todo. El facturado paso de los 47.000 millones de euros en 2004 a los 141.000 millones del pasado ejercicio.

 

Ferrrai pasó de las perdidas de 1.500 millones de euros en 2004 pasó a un beneficio neto de 4.400 millones en 2007.

 

Marchionne, considerado un tipo duro, tuvo importante enfrentamientos con los sindicatos del sector, pero también con la asociación de empresarios (Confindustria) de la que salió en 2011 tras varias divergencias.

 

En Ferrari recogió el testigo de Luca Cordero de Montezemolo en 2014 que había dejado una sociedad que no crecía y una escudería de Formula 1 en total crisis. Con Marchionne, Ferrari vuelve a ser la joya de la corona de la familia Agnelli, se adquieren el 90 por ciento de las acciones que estaban en manos a bancos e inversores y se crea una sociedad separada de Fiat que cotiza en la Bolsa.

 

Los resultados de Ferrari en el primer trimestre de 2018 eran de un beneficio en aumento del 19,4 % respecto al mismo periodo del año pasado y un facturado de 3.400 millones. A la escudería queda aún tiempo para volver a triunfar en la Formula 1, pero Marchionne deja hoy a el "cavallino rampante" al menos competitivo con el resto de equipos.

 

diseñado por